Buscar este blog

lunes, 27 de abril de 2015

Diario 'Daredevil': Temporada 1, capítulo 10


Este episodio es una de las razones por las que no solo me encanta la serie, sino que la admiro. Un capítulo dedicado totalmente al desarrollo de personajes, sin acción. Daredevil no aparece ni una sola vez. Con dos cojones. Desde luego, este era el momento ideal para algo así. Foggy ha descubierto el secreto de Matt y eso se merece una larga discusión. Además, me gusta mucho que hagan estas cosas con los superhéroes. Que alguien cercano al protagonista descubra su identidad y se deje espacio para que se hable del asunto. A ver si hay suerte y podemos ver algo así en la tercera versión cinematográfica de Spiderman, lo echo muy en falta. Es una maniobra que desarrolla a los personajes implicados y su relación y explora la psicología y moralidad del héroe. Eso es exactamente lo que ocurre aquí. Foggy hace las preguntas adecuadas sobre las habilidades e intenciones de Matt. Y sus reacciones son las necesarias para que Matt se plantee un par de cosas. Me gusta especialmente el relato de cómo nuestro protagonista dijo "basta ya" y se lanzó a las calles a combatir las injusticias. El plano que se detiene en sus nudillos ensangrentados es maravilloso. Ahí, justo en ese momento, algo cambió dentro de Matt, algo se liberó. La reflexión posterior de Foggy termina de perfilar la idea: Matt habla como si hubiese tomado una decisión espontánea, pero está claro que llevaba años sabiendo que tarde o temprano se iba a liar a pegar a criminales. Me fascina cómo poco a poco se ha ido perfilando la oscuridad interior de Matt.
Intercalados con la conversación tenemos unos acertadísimos flashbacks mostrando el desarrollo de la amistad entre estos dos. Son cosas que uno no cree necesarias hasta que se las dan. Y como extra nos llevamos un guiño a Elektra.
Al margen de Matt y Foggy, que no acaban precisamente bien, hay que destacar el primer gran avance para Karen: ha descubierto que Fisk mató a su padre cuando era niño. Y lo mejor es que no lo vi venir. Estaba tan confuso como Ben cuando le lleva a la residencia, así que cuando finalmente descubrimos a dónde quería llegar Karen nos encontramos con un glorioso giro de los acontecimientos... al menos hasta que se exploren sus consecuencias.
Por último, Gao y Leland le insinúan claramente a Wilson que debe despegarse de Vanessa y poco después ella resulta envenenada. Blanco y en botella... Pero en serio, esto es gordo. No conviene provocar al niño interior de Wilson...

3 comentarios:

  1. Uno de los episodios que más me gustó, y eso que, como bien dices, hay poca acción y Daredevil ni aparece. Me encantó como mostraron la relación de Matt y Foggy en la universidad. Y las intenciones de Karen no se veían venir, sí, me pilló por sorpresa a mí también.

    ResponderEliminar
  2. Otro capítulo genial,una de los aspectos que más me gustó es que al final del capítulo,Foggy sigue sin entender en absoluto a Matt,les lleva su tiempo empezar a reconciliarse. Y como a vosotros,me pilló totalmente desprevenido lo de la madre de Kingpin (aunque luego me resulta demasiado conveniente que la señora recupere la conciencia lo suficiente como para llamar a Kingpin,y encima recuerda porqué lo había llamado cuando habla con Wesley. Sin embargo,cuando Kingpin habla con su madre,ya no recuerda nada para que no se pueda enterar de porqué lo llamó. Me habría gustado más que simplemente Wesley tuviese gente vigilando la residencia)


    Y sí,lo de la traición se ve venir a kilómetros xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hm, pues tienes razón con lo de la madre.

      Eliminar

Cada vez que no dejas un comentario, Ross y Rachel se toman un descanso, el Joker dispara a Barbara Gordon, y Jules recita el pasaje bíblico que tiene memorizado. Avisado/a estás.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...