Buscar este blog

Cargando...

sábado, 25 de abril de 2015

Joker Leto


Por fin conocemos el aspecto del nuevo Joker, interpretado por Jared Leto. Y por supuesto, internet se ha incendiado, con comentarios similares a los vistos cuando... bueno, cuando DC hace cualquier cosa. A mí me gusta. Es un tío pálido con cara de chiflado que da mal rollo. ¿El Joker no es eso? ¿Cuál es el problema, entonces? Por lo que he visto, las quejas vienen sobretodo por los descriptivos tatuajes. Y sí, es excesivo. Está explicando él mismo su personalidad. Pero... ¿desde cuando el Joker es sutil? ¿De verdad no os pega que haga algo como esto? Contestadme, en serio, porque cada vez entiendo menos a los fans. ¿He mencionado que la otra mitad de la red afirma, con una sola foto, que estamos ante el mejor Joker de la historia? En fin...

miércoles, 22 de abril de 2015

Diario 'Daredevil': Temporada 1, capítulo 8


Joder. Virgen Santa. La madre que me parió. Uf. Dejad que me calme. A ver.
Es que estamos ante el mejor capítulo de la serie en lo que llevamos de Diario. Digno de nominaciones a premios y esas cosas. Es el episodio en el que Wilson acapara todo el protagonismo y se abre ante nosotros. Si en el anterior tuvimos flashbacks de nuestro héroe, ahora le toca al villano.
Antes de meternos en faena, vamos a comentar un par de detalles ajenos a Fisk. Para empezar, destacar la química del trío protagonista. Me encanta verles juntos. Las pullitas, las risas, las miradas... vería una serie que fuese simplemente de estos tres colegas trabajando. En serio. Una sit-com de título ingenioso. Sin enmascarado ni mafias ni nada. Creo que es una de las mejores cosas que se pueden decir de la serie. Que sin todo lo que la hace acojonante seguiría siendo guay.
Otro detalle a tener en cuenta: en el 4º capítulo vimos que el Ruso sin Cabeza intentó rajar a Fisk, pero su chaqueta parecía ser más resistente de lo habitual. Ahora sabemos porqué. Melvin Potter, que en los tebeos se convirtió en el villano Gladiador para acabar reformado más adelante, es un sastre que hace trajes especiales para Fisk y compañía. Descubriremos más sobre esto en el futuro, pero está claro que el camino que llevará al traje rojo de Daredevil ya se vislumbra.
Venga, ahora sí. Hablemos de Wilson. Es aquí cuando queda totalmente definido, y por tanto vemos finalmente lo complejo y contradictorio que es. Creo que nunca he visto a un villano comiquero como él. Alguien con una distorsión total del bien y el mal que sin embargo parece desconocer. Sí, ya habíamos visto a villanos que creen hacer lo correcto, pero esto es distinto. Porque en este caso conocemos qué es lo que el villano en cuestión no quiere hacer, de qué figura está huyendo. De su padre, un hombre mediocre, miserable y acomplejado. Un abusón de patio de colegio. Alguien que solo quiere ganar pasta. Y que se jodan aquellos a los que tenga que pisar para alcanzar su meta. Afortunadamente fracasa como político corrupto en ciernes porque los votantes de la Cocina del Infierno no son españoles, y en la siguiente escena es cuando nace el código moral de Fisk, creo. Su padre quiere que pegue a un chaval que se ha reído de ambos. Wilson lo hace, pero no lo disfruta. Sabe que está mal. Sabe que el malo es su padre. Ahí está el objeto de odio de Wilson: los abusones. La gente que hace daño a los demás para descargar su frustración. Vale, pero esto no es malo. Coño, el Capitán América también los odia. Sí, Wilson tiene unas intenciones bondadosas. Pero sigue siendo un psicópata. Un psicópata que nació al asesinar a su padre para proteger a su madre. Eso SÍ lo disfrutó. Como disfrutó matando al ruso. Es una liberación para él. Por tanto, estamos ante un hombre con una sed de sangre brutal en su interior, pero una sed que desata con la gente que le humilla, que le hace daño, que le hace sentir pequeño e impotente. Gente como su padre. Gente como... Daredevil. Pero ese sueño que tiene para Nueva York es sincero. Y obviamente no se va a cumplir matando a golpes a todo el mundo. Así que finge. Juega a ser un mafioso refinado, un frío hombre de negocios. Y lo hace muy bien, porque inteligencia y capacidad para mover hilos no le faltan, por eso está donde está. Pero sigue siendo un niño lleno de rabia y miedo y cubierto de sangre. Un niño al que ve todas las mañanas en el espejo y al que mantiene calmado gracias a la pared en blanco. Y por eso Vincent D'Onofrio interpreta a Fisk como si intentase contener algo, como apunté en mi análisis del 4º episodio. Contiene al niño. Y últimamente le está costando. A parte de estar enamorado, Daredevil se acerca cada vez más, y sus asociados desconfían de él, le están abandonando. Por eso necesita a Wesley y Vanessa. Ellos sí son fríos y cerebrales. Sí, ella también. Aquí queda claro que es una arpía. Por fin ha conocido al verdadero Wilson, al niño psicópata que no quiere ser un matón como su padre y sin embargo sí lo es. Y le quiere. Y va a formar parte de esto.
Aquí llega el espectacular final. Justo cuando Matt y la pandilla van a mover ficha, Vanessa lo hace antes. Ya conocen todos a Wilson Fisk. Les ha convencido de que es un filántropo. Wilson da un discurso tan llamativo pero mucho menos sincero que el que preparaba Ben (tremendo), totalmente populista. Él es el héroe y "el Diablo de la Cocina del Infierno", el malo malísimo. Y a Matt se le acaban las opciones. Pronto solo quedará una.

martes, 21 de abril de 2015

Diario 'Daredevil': Temporada 1, capítulo 7


Tras un episodio tan intenso como el anterior veo muy inteligente dejar descansar un poco a Fisk y centrarse en otros asuntos que también deben tratarse. Por fin conocemos a Stick, el hombre que puso a Matt en el camino en el que se encuentra. Antes que nada, una vez más hay que aplaudir el uso de los flashbacks. No solo aparecen siempre en el momento perfecto, sino que van completando la historia entre Matt y Stick al ritmo necesario. Las dos líneas narrativas se retroalimentan. Vamos aprendiendo entre las dos hasta tener una relación sólida y creíble entre ambos personajes. En un solo episodio. Bravo. Stick es un personaje vital para Matt, para entender cómo ha llegado a ser como es, tanto por las enseñanzas del maestro como por su abandono. La pelea al final no puede ser más emocional y refleja de maravilla sus diferencias.
Además, Stick es tremendamente carismático por sí mismo. Me quedo con ganas de saber más de él y de esa guerra de la que Matt no es consciente. Es el elemento argumental más notorio introducido aquí, algo muy misterioso que sin embargo parece estar conectado a Fisk a través de Nobu. Las guerras entre ninjas son un elemento importante de Daredevil según tengo entendido, pero lo cierto es que choca un poco ver este tipo de cosas en una serie así. Pero vamos, hay que esperar a que la cosa se desarrolle para juzgar.
Al margen de eso, tenemos a Karen con un rol cada vez más activo en la investigación y a Foggy entrando en el equipo formado por ella y Ben. Cojonudo, porque el pobre se estaba quedando al margen.
Y creo que no puedo decir mucho más, pues no se tratan demasiadas cosas. Episodio pequeño y bastante auto-conclusivo, con la calidad de siempre. Ah, y nuestro héroe ya tiene sus imprescindibles tiene bastones. Guay.

domingo, 19 de abril de 2015

Diario 'Daredevil': Temporada 1, capítulo 6


Retomamos con algo de retraso (culpad a Buffy) al Hombre sin Miedo. Y lo hacemos con un episodio perfecto. Una única trama que va como un tiro y que funciona casi a un nivel cinematográfico.
Está perfectamente construido. Cada cierto tiempo se añade un nuevo elemento al argumento que hace que la tensión suba y suba. Ahora llega un poli, ahora llegan los medios de información, ahora al inesperado compañero de aventuras de Matt le da por ponerse agresivo... a lo largo de todo el capítulo uno solo puede pensar "joder, joder, ¡joder!". Pero eso no es lo único que tiene que ofrecer el episodio. Si es tan tremendo es porque.además se sigue perfilando a los personajes y a la trama principal. Para empezar, valoro mucho que se den personalidad y matices a Vladimir. No solo hace que su breve relación con nuestro héroe sea tremendamente disfrutable, sino que hasta da penilla su sacrificio. Eso sí, lo más interesante que aporta es una nueva discusión sobre el gran dilema al que se tendrá que enfrentar Matt esta temporada. Ya nos lo dejaron caer en el anterior, pero aquí se concreta: ¿Estará dispuesto a matar a Fisk cuando no le quede otra salida? Como veis, la serie va cocinando los puntos clave a fuego lento.
Por otro lado, Matt está pletórico en este episodio. No solo por su momento Bruce Willis ("I don't speak asshole"), sino porque no le sale nada a derechas, no dejan de aparecer problemas, su victoria parece imposible, cosa que sabe, como se ve en su última conversación con Claire. Pero el tío sigue en sus trece, llegando incluso a ser cabezota. Lo adoro.
Esto queda más claro que nunca en su soberbia conversación con un tranquilo e incluso hastiado Wilson. No puede ganar. Todo está en su contra. Fisk puede hacer lo que quiera con la ciudad. Y así lo sentimos. Y sin embargo, Matt consigue el nombre que necesitaba y termina el episodio caminando hacia la cámara como un puto amazo. La cosas van cada vez peor, pero él es una mula. El personaje y la serie lo petan como nunca.

sábado, 18 de abril de 2015

Primer trailer de 'Batman v Superman: El Amanecer de la Justicia'



Actualizado: Ahora también en español:


Ya está aquí. Por fin podemos echar un vistazo al primer intento real por parte de DC de crear un universo cinematográfico. Y me gusta bastante lo que veo, lo admito. Por varias razones. Para empezar, el planteamiento es el apropiado: tras las muchas cuestiones y dilemas que se plantearon en 'El Hombre de Acero' pero que quedaron en el aire, ahora toca obtener respuestas. ¿Por qué deberíamos confiar en Superman? ¿Cuál es su verdadero propósito? ¿Lo sabe él siquiera? ¿Va a pagar de alguna forma por el horror causado en la anterior peli? Espero que esta vez no se quede todo en la superficie, que en 'El Hombre de Acero' había muchas ideas, todas interesantes, pero nada llegaba a cuajar. Aún no acabo de saber qué quería contar aquella. Este trailer, sin embargo, me indica una dirección clara: FRANK MILLER. Tanto por la gente cuestionándose el papel de Superman como por ese Batman tocho, de orejas cortas y símbolo gordaco en el pecho, que habla como Clint Eastwood y que, por las palabras de Alfred, parece el más duro que hemos visto en el cine hasta ahora.
Y a mí eso me parece cojonudo. Porque de Miller me gusta hasta 'All Star Batman & Robin', así que un Universo Cinematográfico DC de ciudades violentas en las que los héroes son cuestionados porque son unos cabrones o unos idiotas con demasiado poder no me parece mal en absoluto. Revolucionaría el género, sería valiente y, como mínimo, interesante.
Pero me imagino que se quedará a medias. Blockbuster PG-13 con ínfulas y a correr. Pero eh, dejad que sueñe hasta su estreno...

viernes, 17 de abril de 2015

Diario 'Daredevil': Temporada 1, capítulo 5


Creo que de este episodio no hay demasiado que comentar, es más que nada transición. Fisk mueve los hilos para librarse de los rusos, Daredevil los persigue para intentar llegar a Fisk, y Vladimir, el hermano del decapitado en el anterior capítulo, intenta luchar contra ambos sin enterarse realmente de nada. Diría que este capítulo va con todo a su clímax. Parece que no pasa nada hasta que al final todo explota, literalmente, y nos deja con un señor cliffhanger y unas ganas tremendas de seguir. Pero a parte de eso, solo se pueden hacer unos pocos comentarios. Me gusta que no nos mareen con la relación entre Matt y Claire. Se comportan como dos personas adultas con la cabeza en su sitio, así que si las actividades nocturnas de Matt suponen un problema para un hipotético romance, pues se corta de raíz y punto. Además, de paso se roza por primera vez el dilema moral al que nuestro héroe se tendrá que enfrentar más adelante: ¿hasta dónde está dispuesto a llegar para proteger su ciudad? Ya se explorará, como decía.
En lo que se refiere a Wilson, se nos deja del todo claro que él cree que está haciendo lo correcto y se afianza su relación con Vanessa, un personaje que deja entrever cierta oscuridad. Me flipa, por cierto, que la trama romántica de la serie sea para el villano...
Por último, con Foggy y Karen nos adentramos en una subtrama que, cómo no, será bastante importante y se nos va dejando caer que Karen está colada por Matt. Pero sin machacarlo, que esta serie tiene cosas mucho más importantes que contar que los típicos amoríos.
Ah, los polis corruptos son los mismos que "custodiaron" a Karen en el piloto. Nada está ahí por estar.

Diario 'Daredevil': Temporada 1, capítulo 4


En el capítulo anterior vimos a Fisk por primera vez. En este empezamos a conocerlo. El enfoque que adopta la serie es claro, y me encanta: no nos lo presentan como el gran villano, como el enemigo al que odiar. Aunque lo sea, no quieren que pensemos en él como un objetivo, como el jefe final. En su lugar, tenemos a un hombre en constante conflicto consigo mismo. Esto es algo que se irá desarrollando hasta el último capítulo, así que poco a poco iré apuntando detalles. De momento, durante su cita con Vanessa vemos a un hombre cansado de lo que hace, como si la misión que se ha impuesto no le dejase ser él mismo. Se supone que es un frío hombre de negocios, y que los crímenes que comete no son más que inconvenientes que hay que resolver. Esa es la imagen que sacamos de Wesley, pero no de Wilson, un personaje que se apoya mucho en la interpretación de Vincent D'Onofrio. Él habla y se comporta como alguien que contiene su verdadero ser. ¿Pero quién es realmente, entonces? Una bestia parda que se deja llevar por sus emociones. Un psicópata. Con corazón, pero un psicópata. Y él no lo sabe. Me resulta fascinante.
Esto lo vemos en la brutal escena final, a la que se llega de forma muy orgánica. El capítulo pone mucha atención en los hermanos rusos, a quienes se define sorprendentemente bien. Ellos son el núcleo, pues conectan tanto con Fisk como con Daredevil. Son ellos los que secuestran a Claire, dando pie a la aventura de nuestro héroe en esta ocasión. Esto sirve para seguir definiendo a Matt, pues queda claro que él no es Batman. No tiene un plan, no sabe con detalle a qué se enfrenta, ni comprende el fregao' en el que se ha metido. Por mucho entrenamiento y muchos supersentidos que tenga, es solo un tío normal intentando mejorar su ciudad. Comete errores y tiene miedo. Me encanta.
De todas formas, consigue seguir dando de hostias a los rusos, obligando a los hermanos a someterse a Fisk. Uno de ellos interrumpe su cita en el restaurante y... bueno. Tenemos el citado final, que deja muy clarito de qué rollo va la serie. ¿Veis lo que decía? Todo está perfectamente conectado. Solo es independiente la parte de Urich y Karen, en la que no hay muchos avances más allá de perfilar su relación.

jueves, 16 de abril de 2015

Nuevo trailer de 'Star Wars: El Despertar de la Fuerza'

En versión original:


En español:


Pura emoción. Sin revelar absolutamente nada, el trailer consigue despender la esencia pura de Star Wars mientras transmite novedad, con el misterio que eso conlleva. En fin, el acontecimiento cinematográfico del año.

Voy a verlo otra vez. No puedo decir más.

miércoles, 15 de abril de 2015

Diario 'Daredevil': Temporada 1, capítulo 3


Tras el que sea, probablemente, el mejor prólogo de la serie, tenemos un capítulo pausado lleno de presentaciones. Para empezar, sirve como introducción del periodista Ben Urich, pieza importante de la serie y de la mitología de Daredevil. Una vez más, nada que objetar en este aspecto: queda perfectamente definido y se le trata con atención. No es una herramienta, es un personaje en sí mismo, como todos los principales. La única pega, como fan comiquero, es que no trabaja para el Daily Bugle, pero qué se le va a hacer, cuando se rodó, Marvel no podía usar a Spiderman y su entorno.
Unirlo a Karen al final es una ideaza que queda muy natural, no solo porque la moral y las aspiraciones de Urich quedan clarísimas y estamos deseando verle metido en faena, sino porque este es el episodio en el que ella se cansa de ser una víctima y decide pasar a la acción. Mucho ojito a Karen, gente.
De todas formas, la trama principal de este capítulo es de abogados al 100%, cosa que mola mucho en varios sentidos. Demuestra que la serie no gira en torno a la acción. Además, es un gustazo ver trabajar a Murdock. Que Matt mole tanto como su alter ego es una de las grandes bazas de la serie, sin duda. Y por cierto, es buen momento para apuntar que el uso de sus poderes es espléndido, y la forma de mostrarlos directa, sin efectitos llamativos. Todo con la cámara y un buen montaje de sonido. Sencillo.
A parte de para centrarse un poco en la parte civil de Matt, creo que la principal función del episodio es acercar a este a su enemigo por primera vez. La serie se ha tomado su tiempo, afortunadamente. Con los dos capítulos anteriores, nuestro héroe no tenía ni idea de a qué se enfrentaba realmente. Ahora se empieza a hacer una idea de cómo trabaja ese tal Wilson Fisk.
Antes de pasar al final, quiero señalar mi único problema con el episodio. Lo mismo quedo como un memo, pero... no entiendo la resolución del juicio. Vale, como el jurado no se decide, se tendría que celebrar otro juicio, pero Healy decide pirarse antes de que eso ocurra. Pero, a pesar de que he visto dos veces el capítulo, sigo sin saber si la indecisión del jurado estaba preparada, si ha sido un imprevisto para todos o si era la intención de Matt. Ayuda. En serio. ¡Y no os riáis!
En fin, el caso es que después de que Healy se suicide de forma bastante bruta vemos por fin a nuestro villano y a los elementos que más lo van a ir definiendo, los gemelos, el cuadro blanco y Vanessa. Wilson habla... y descubrimos algo que no esperábamos: a un hombre vulnerable que está sufriendo. Ya iremos viendo porqué.

martes, 14 de abril de 2015

Diario 'Daredevil': Temporada 1, capítulo 2


Vaya capitulazo, la madre que me parió. Este fue el que me terminó de enganchar a la serie. Es en el que comprendemos de verdad con qué clase de héroe estamos tratando. Le vemos completamente vulnerable y desde ahí nos muestran de lo que es capaz, de qué pasta está hecho, y cuáles son sus valores.
Para ello tenemos además una serie de flashbacks que narran la muerte del padre de Matt. Quiero detenerme primero en esto porque es un enorme "y ASÍ es como se hace". Ya tuvimos un par de adelantos en el anterior episodio, pero es aquí donde vemos la relación entre Matt y su padre a la perfección. Y se presta la atención necesaria a Jack. Conectamos con él, llegamos a conocerlo, a comprender cuáles son sus conflictos y el amor que siente por su hijo. Es un personaje en sí mismo y nos importa. Así que cuando toma las decisiones que le llevan a ser asesinado nos pega de lleno. Más de lo que pensé que lo haría. Supongo que es porque no conozco tanto a Daredevil y su mitología, pero no esperaba que su muerte fuese equiparable a la de Tío Ben o los padres de Bruce en, especialmente, 'Batman Begins'. Lo especial del caso que nos ocupa es que seguimos a la figura paterna fallecida y no al futuro héroe. Quizá ahí esté el secreto.
Saltemos al presente. Empezamos tan solo unas horas después del final del anterior, y todo se desarrolla en una sola noche. Siento debilidad por las historias que transcurren en muy poco tiempo. Una cuestión de perspectiva: si solo transcurren unas pocas horas, si no hay descanso para los personajes, la cosa va a resultar más intensa. Pero bueno, el asunto de reflejar correctamente el paso del tiempo, sea el que sea, es algo muy complejo y no quiero meterme en ese berenjenal.
La cuestión es que tenemos a nuestro justiciero hecho polvo, en medio de una misión sin resolver, con los rusos deseando ponerle las manos encima y con una enfermera como única aliada. Y todas las escenas son buenas. Ha sido muy inteligente dedicar todo un capítulo a asentar al personaje de Claire en lugar de meterla a presión en el piloto. Al fin y al cabo, creo que su rol es más importante de lo que parece. Es una mujer normal y corriente, una de nosotros, que se encuentra a un justiciero ciego y medio muerto tirado en su contenedor. Sus reacciones ante tal situación, las preguntas que haga, van a ser jugosas sí o sí. Y así es. Todas las conversaciones entre ella y Matt son pura caracterización de personajes. Ya digo, es aquí cuando empezamos a conocer de verdad a nuestro héroe, siendo las escenas en el tejado la cumbre de esto. A parte de eso, me gustaría destacar que Cox logra ser intimidante sin hacer cosas con la voz. Bravo.
Finalmente, tras establecer la dinámica entre Matt y Claire, y adorando sin reservas al justiciero, al menos yo, nos plantamos en el clímax del capítulo. Y es acojonante. Para empezar, aplausos al montaje. Mientras en el pasado vemos a Jack entrando con decisión al que definitivamente será su último combate dispuesto a ganarlo, Matt, en el presente, a pesar de estar malherido, va sin dudar a rescatar al niño, aunque eso pueda costarle la vida. Padre e hijo, dos hombres que no se rinden. Que no van a ceder ante la gente cruel. Épico. Sencillamente.
Pero venga, hablemos de la pelea. Perdón, LA PELEA. Un plano secuencia (falso, supongo) lleno de hostias, gruñidos y... bueno, para qué os lo voy a describir si puedo ponérosla:


No es solo la coreografía currada, violenta y realista, ni que se vea todo lo que ocurre (toma nota, cine de acción actual), sino que Matt está que no se tiene en pie. Le duele todo y está agotado. Pero sigue. Y cuando parece que se va a desmayar... sigue. La primera vez que vi la escena acabé sudando, con los puños apretados y necesité unos minutos para recuperar el aliento. Y ojo, que en realidad lo mejor no sale en el vídeo. Antes de entrar a por el niño, Matt se quita la máscara. No se hace demasiado hincapié en ello, no se nos dan explicaciones. Entendemos el gesto. Un gesto con el que Matt Murdock, el futuro Daredevil, se convierte en uno de los mejores héroes del Universo Cinematográfico de Marvel. Ni más ni menos.
Solo queda por comentar la subtrama de Foggy y Karen. Parece poca cosa, pero es eso que tanto gusta a Doug Walker, dejar "respirar" a los personajes. Así que, en definitiva, TODO BIEN.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...