Buscar este blog

viernes, 10 de julio de 2015

'Serenity', de Joss Whedon. No nos pueden quitar el cielo

Nivel de spoilers: Medio-alto

Vale, como ya hemos repasado la serie no son necesarias las presentaciones. 'Firefly' continúa como merece en el cine. En serio, me alucina. Es una de las pocas pruebas de que los fans podemos lograr que lo imposible exista. Así que: ¿Cómo se adaptó Whedon al cine? ¿Cómo coño se pueden cerrar tramas sin que la sensación de que hay algo anterior sea abrumadora? ¿Puede el universo de 'Firefly' funcionar en pantalla grande? Y sobretodo, ¿es realmente una película o solo un episodio largo? ¡Veámoslo, maldita sea!



Antes que nada, dejad que aclare algo: cada vez que me dispongo a ver la película se me acelera el corazón. Cada vez. La idea de ver a estos fabulosos personajes vivir la aventura definitiva es demasiado para mí, así que perdonad si no soy capaz de valorarla como una película cualquiera. Es 'Firefly' tomando la revancha, por Dios. Pero eso no quiere decir que no vea que la cinta pudo ser mucho más apoteósica.
No puedo evitar verla como un experiencia indispensable para Whedon de cara a 'Los Vengadores'. O sea, aquí debe coge a un grupo creado expresamente para la televisión y encajarlos a todos en una sola película, logrando perfilar el rol y la personalidad de todos. Algo similar tuvo que hacer más tarde con los héroes de Marvel, pero los resultados fueron muy superiores en este aspecto concreto. Insisto en que él fue quien hizo de Marvel Studios la casi infalible criatura que es hoy, pues no solo los encajó y equilibró sus roles de forma casi perfecta, sino que logró que esos personajes estuviesen mejor que nunca. Eso es lo que echo en falta en 'Serenity'. Todos los personajes son los de siempre, están definidos con los mismos trazos que en la serie, y la jerarquía de importancia está justificada. Sí, el pastor Book sale poquísimo, pero cumple el único papel que podría tener en una película, creo yo (una vez aceptemos que no hay tiempo para revelar sus secretos de una vez, claro).
El problema es que solo Mal y River brillan. Nadie se va a enamorar de Kaylee viendo solo la peli. Porque todos tienen sus momentillos, pero en la serie molan más, simplemente. Y no creo que sea un problema de espacio, por eso he puesto el ejemplo de 'Los Vengadores'.

Pero, honestamente ese es mi principal problema con el film, así que vamos a comentar LO GÜENO. Para empezar, aplaudo a Whedon por centrarse por completo en la única trama que se podía cerrar en el cine con la fuerza suficiente, la de River. Es alucinante lo bien estructurada y lo directa que es la película. No solo no se percibe como un capítulo largo, sino que está muy bien pensada y ejecutada como película. Es cierto que en la primera mitad podría ser más fluida, y la sensación del tiempo transcurrido dentro de la ficción no está muy allá en según qué momentos, pero aun así, el ritmo es intachable, todas las escenas tienen un propósito y la historia no pierde de vista el núcleo de sí misma ni por un segundo, incluyendo además todos los ingredientes de una aventura espacial que se precie. Sirva como ejemplo esa enorme batalla de naves provocada por nuestros héroes a modo de distracción. Un movimiento muy Whedon este, a quién a estas alturas ya veo casi todos los fetiches y manías. Le mola bastante lo de no explicar con detalle el ingenioso plan y así dejar que el espectador lo descubra mientras se realiza, algo muy de agradecer en una era en la que se tiende a sobreexplicar. Esta jugada, si me preguntáis, alcanza su cénit en el cuarto volumen de sus espléndidos Astonishing X-Men.

Uf, vale, de vuelta a la peli. Como decía, aquí por fin vemos qué le hicieron a River, porqué la Alianza le persigue, y de paso, qué son exactamente los Reavers. Y todo me parece bastante la polla. Estoy seguro de que en formato televisivo nos habría reventado la cabeza. En la tercera temporada o así. En esta línea temporal en la que nos toca vivir no impacta tanto porque no ha habido tanta base y anticipación como a Whedon le hubiese gustado, pero argumentalmente es oro.

En cualquier caso, lo importante de la historia de River es como afecta a Mal. Se empieza perfilando a nuestro capitán más frío que nunca (¿demasiado?), pero hay una razón. La peli se pregunta a dónde está dispuesto a llegar y qué está dispuesto a perder para proteger a River. Mal se siente muy perdido, debatiéndose entre el heroico soldado que fue y el contrabandista "desalmado" que es ahora. El fabuloso villano, cortado por el mismo patrón que casi todos los villanos de Whedon y que perdonamos porque oye, es un patrón guay, ahoga a Mal de forma implacable, por lo que el arco de nuestro protagonista se percibe importante. Su determinación al final resulta perfecta y confirma al capitán Malcolm Reynolds como uno de los héroes más infravalorados.
Además, la peli deja algunos de los mejores momentazos que ha tenido el personaje. Quiero decir... ESTO.

Antes de hablar de la traca final, dejad que hable de lo único que, sin ambigüedades que valgan, no me gusta. Nada. Ocurre justo antes de empezar el clímax, después de esa batalla naval que comenté antes. Alguien muere. No diré quién, pero es una muerte anticlimática, injusta, que no aporta NADA y que no se nos deja llorar. Mal, Whedon, MAL.

Pero tranquilo, que te perdono con lo que sigue. River. A ver. River. Llevamos tiempo con ella. Preguntándonos qué coño la pasa, compadeciéndonos de ella porque la pobre sabe que no está bien, y sabiendo que tiene unas capacidades latentes esperando a salir. Al principio de la peli vimos por fin de lo que era capaz, pero no, esa no era la explosión que buscábamos. Entonces llega el enfrentamiento final y ella se queda en un rincón, asustada. Vale, vale, eso tiene que anticipar algo. Efectivamente, disparan a Simon. Las medicinas no están al alcance. Un ejército de Reavers al otro lado. "Tú siempre has cuidado de mí... Me toca".


La emoción que esto supone no tiene nada que envidiar a ya sabéis qué plano de 'Los Vengadores'. He dicho. Que alguien convierta a Summer Glau en una superheroína o algo.

En fin, creo que poco más puedo decir. La peli luce sorprendentemente bien, de hecho, la fotografía resulta, al menos, más cinematográfica que la de la mucho más cara siguiente cinta de Whedon.
Noto, por cierto, unos escenarios y localizaciones en su mayoría de ciencia-ficción y no de Western, a diferencia de la serie. Por aquello de atraer a más público, supongo.
No es una película perfecta ni extraordinaria, está claro, pero es que por eso era una serie de televisión que sí fue esas cosas. El forzado cambio de medio tiene un precio, sí, pero se queda muy pequeño en comparación con lo que ofrece. No solo un final para 'Firefly', sino la oportunidad de ver eso que amábamos a lo ÉPICO. Y encima deja por el camino una aventura espacial bien maja que se ve con suma facilidad y un debut muy sólido para Whedon. Yo a todo eso le contesto "gracias".

4 comentarios:

  1. Esta buena la peli esta. Muy propicia. Siempre estuve tentado de ver la serie de donde procede por ella. En general, me interesó toito de ella. Con sus evidentes limitaciones, claro, pero curradita dentro de ellas.

    Muy guapo el momento en que le afloja el tiro al malo en la silla. Muy característico: el malo se sienta para hablar y negociar, el bueno no quiere hablar, y le afloja un tiro sin dudar. Deliciosamente contradictorio. Los dos personajes son la antítesis del otro. Mal con su alma de buen tío recubierto por una densa capa de cabrón, y el otro, tan civilizado y razonable por fuera, un asesino sin escrúpulos por dentro.

    ResponderEliminar
  2. Menudo pedazo de fan te estás haciendo XD. Seguro que hubieras sido uno de los nuestros, de los que corríamos al foro para comentar todo sobre nuestro capítulo favorito.

    La película hay que verla como lo que es, un episodio largo de final de temporada y un regalo para los fans más que como una peli independiente, pues a mi juicio no funciona como tal, aunque curiosamente conozco a mucha gente que asegura que sí lo hace.

    Y no creo que tenga nada que ver con la decisión de Marvel. Sólo hay que ver como Whedon maneja los grupos de personajes y las relaciones que se establecen entre ellos para darse cuenta de que es el tío idóneo para "Los vengadores". El lenguaje del cine y tal ya lo traía de serie, pues muchos de los capítulos de Buffy y casi todos los de Firefly parecen verdaderas películas y no meros capítulos para la televisión.

    ResponderEliminar
  3. No me ha gustado tanto como a ti, pero lo ha hecho, y mayormente estamos de acuerdo en todo.

    SPOILER

    Sí, lo de Wash es demasiado gratuito, no lo entiendo. Y Zoe, muy mal su actitud. Vale que sea una aguerrida soldado que sepa apartar sus emociones en un momento en el que se la necesita, pero es que parece que le importa una puta mierda que su marido haya muerto.

    Por otro lado, el "bailecito" de River con la espada y el hacha es brutal xD

    P.D.: Cuando aparecen las tumbas hay una cuarta, en la que River coloca un cohete o algo así. ¿De quién es?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hombre, sí le importa, por eso va a lo suicida. Está cabreadísima y se la suda morir.

      P.D.: ¿una cuarta tumba? Ni idea.

      Eliminar

Cada vez que no dejas un comentario, Ross y Rachel se toman un descanso, el Joker dispara a Barbara Gordon, y Jules recita el pasaje bíblico que tiene memorizado. Avisado/a estás.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...