Buscar este blog

martes, 3 de noviembre de 2015

'Casino Royale', de Martin Campbell. El mejor Bond

Nivel de spoilers: Muy alto


¡Bueno gente, que en breve se estrena 'SPECTRE'!
...

Nah, me da un poco igual. Creo que a estas alturas está claro que no soy fan de la saga 007. Me gustan unas pocas, pero a rasgos generales la fórmula me acaba aburriendo, así que he ignorado como la mitad de la franquicia, aunque me alegra decir que he visto al menos una vez a todos los actores que han encarnado al personaje. El caso es que aunque 'Skyfall' está entre las que molan, y bastante, la inminente nueva entrega me crea una total indiferencia. Pero eso no quita que sea interesante hablar de la peli de la saga que más se merece un hueco en el blog. La mejor con una diferencia aplastante. ¿Será porque es la que más se aleja de la fórmula? Pues quizá. Porque 'Casino Royale' no es una entrega más, es una PELÍCULA, punto. Una muy buena, además.


Martin Campbell bien, ¿no? Al menos en lo que respecta a Bond. Parece tener la habilidad de recoger la saga cuando a nadie le importaba un carajo y no solo devolverle el brillo sino darle un nuevo enfoque. No es que 'Goldeneye' sea tan rompedora como 'Casino Royale', pero por Dios, fue la primera vez que Bond tuvo una peli que parecía un blockbuster caro y moderno. Había "nivel", simplemente se notaba. Es que no sé, Judi Dench como M. Con dos cojones.

9 años después, Campbell vuelve y esta vez sí que lo pone todo patas arriba, haciendo, de hecho, un reboot. Qué curioso que 'Batman Begins' triunfase el año anterior. No menciono esto porque sí. Ambas encuentran su fuerza en la fidelidad al material original y en plantear la cinta como si estuviese protagonizada por personas y no por estereotipos o iconos. Ese era el problema de Bond. Con la manía de mantener vivo el espíritu que lo convierte en eso, un icono, se dejaron a medias los pocos intentos de hacerle parecer un humano (Lazenby, Dalton). Pero los tiempos han cambiado. Con esta ya se dejaron de tonterías para hacer de James Bond un héroe de acción acorde al siglo XXI. Y se ve desde los créditos. En serio.


En vez de las clásicas y sugerentes siluetas de mujeres desnudas tenemos a Bond cargándose a un montón de tíos. Este señor es un asesino, una bestia parda arrogante, temeraria y con algo muy oscuro por dentro, pero también con una vulnerabilidad física y emocional evidentes. Y Daniel Craig te vende todo eso como si nada. Parece que han escrito esta versión del personaje expresamente para él. Y sí, a mí dadme esto en vez de... todo lo visto anteriormente. Entiendo que el Bond más clásico tenga tantos fans, pero era un cine que parecía estar a parte. Era un género en sí mismo, y muchas veces es difícil de tragar. Esto es una historia terrenal y bien escrita, con un guion que no gira en torno a descabellados planes malvados ni a estrafalarias escenas de acción. Nada de gadgets, nada de Q, nada de Moneypenny, nada de modelos mongólicas a las que seducir/forzar. Entendería comentarios del tipo "¡es que entonces no es Bond!" si no fuese tan fiel al libro. Pero lo es, así que habría que mirar si el concepto del personaje no se ha ido "corrompiendo" película tras película.

Vale, sabemos lo que no es esta peli, pero... ¿qué es? Pues acción, suspense, romance y drama. En ese orden, además. Campbell hace lo que sea mejor para la historia en cada momento, asegurándose de que todos los elementos del guion nos peguen tanto como deben. No es moco de pavo. Espectacular, intimista, visceral, elegante. Depende de lo que haga falta. Así, durante la primera hora del film predomina la acción, sin paridas visuales, dejando que la espectacularidad la pongan los especialistas, las localizaciones y el montaje, a la vieja usanza. Violenta, directa sucia, terrenal, como el propio Bond, que por primera vez sangra, suda y mata sin hacer bromas.

Entonces llega Vesper, nos metemos de lleno en el meollo de la trama, y ya me explota la cabeza.
Al fin y al cabo el núcleo del film es una partida de póker. Un segmento lleno de elegancia y suspense, un silencioso enfrentamiento intelectual entre héroe y villano. Bueno, eso si Bond no se pone nervioso al empezar a perder y decide que lo mejor es coger un cuchillo y pretender matar al hijoputa allí mismo. Una bestia parda, como decía.
Hablemos de Le Chiffre. De nuevo, se ponen los pies en el suelo. Un personaje que podría existir, pues es simplemente un banquero de terroristas. Aun así, ese ojo que llora sangre no puede ser más "villano Bond clásico", así que todo correcto. Además es responsable de la escena más impactante del film, esa en la que tortura a Bond de forma tan simple como efectiva. La escena funciona a varios niveles, no solo como "momento más duro para el héroe". La simplicidad y crueldad de la tortura, tan bien explicada por el propio Le Chiffre, contrasta brutalmente con previas escenas de tortura en la saga, dejando aún más clara, por si hacía falta, la intención de esta nueva versión.
Por otra parte, pocos momentos pueden mostrar mejor la personalidad de Bond que ese "me pica un poco... ahí abajo. ¿Le importaría...?". Así es como se crea un héroe fuerte, molón, y humano. Sabemos que esta sufriendo un dolor insoportable pero su reacción es lo que lo convierte en un "puto amo". Para resultar admirables, los héroes tienen que pasarlas putas.

Solo queda hablar de lo más importante, Vesper. Que es la mejor chica Bond no hay ni que decirlo, porque es que no hay color. Sin renunciar al atractivo físico (al contrario, es EVA GREEN), nos plantan a un personaje propiamente dicho que se comporta como un ser humano y que no es un trofeo. Ni Bond la ve de esa forma. Se enamora de ella. De verdad. Hay pique entre ellos, y es genial, pero también discusiones y momentos de verdadera conexión que lo cambian todo. La escena de la ducha ES la película, porque la relación entre ellos es lo que le da forma e identidad. Y es lo que definirá para siempre al protagonista. Hay que tenerlos bien puestos para dedicar el tercer acto a su relación, a ellos dos enamoradísimos y felices. Todo tiene su razón de ser, claro. ¿Sabéis? Bond aquí me recuerda a Batman en 'La Máscara del Fantasma'. Hombres rotos y avocados a una vida violenta y destructiva que gracias al amor de una mujer ven posible salir del agujero y llevar una vida normal. Entonces la mujer les rompe el corazón y acaban metidos en la oscuridad de la que querían escapar. Porque su durísimo trabajo es lo único que les queda. Está muy bien que la traición de Vesper sea obligada y que se suicide de forma tan gráfica ante la impotente mirada de Bond. No era mala en absoluto, y le quería de verdad. Por eso duele tanto lo de "la zorra está muerta". Si eso sumamos el final del film y ese primer "me llamo Bond, James Bond", pues ya tenemos formado al Bond frío e incapaz de conectar de verdad con nadie. Está claro que si 'Casino Royale' es la primera historia del personaje es por algo.

Poco más, ¿no? 'Quantum of Solace' es una secuela directa muy mediocre y 'Skyfall' es bastante cojonuda, aunque en un estilo más clásico. Como esta no hay ninguna. Y creo que mi opinión no es impopular.

15 comentarios:

  1. Cuenta la leyenda que ese final con el "Bond, James Bond" propició aplausos multitudinarios en muchos cines del Reino Unido. Al menos lo tengo leido en alguna parte.

    ResponderEliminar
  2. Soberbio. Totalmente de acuerdo.
    Lowe, Mr. Lowe.

    ResponderEliminar
  3. De acuerdo en todo, joder. Como dices, Vesper ES la película. Es el núcleo, la clave de la humanización de Bond. Todo lo demás, el Casino, Le Chiffre, el dinero, es un disfraz para lo que realmente quiere contar la peli. Y qué disfraz, uno espectacular.

    Poco más puedo decir, no sólo de mis favoritas de Bond, también de mis películas favoritas en general.

    ResponderEliminar
  4. Muy de acuerdo con la crítica, como alguien que aparte de la saga Craig solo ha visto 2 pelis de Brosnan me resultó un comienzo chulísimo, con gran atmósfera y acción pero al mismo tiempo un protagonista profundo. El personaje de Vesper funciona muy bien de cara a humanizarlo y Le Chiffre es un villanazo
    Como no va a haber crítica comento las otras dos. De Quantum of Solace no recuerdo apenas NADA a pesar de haberla visto unas 3 veces, y la idea Skyfall de mostrar la"crisis de mediana edad"de Bond a la vez que se recuperan los elementos icónicos del personaje me parece cojonudérrima, pero la peli me resulta inferior a esta por el villano de Bardem, demasiado parecido para mí al Joker de Ledger tanto en concepto como en actuación.

    A pesar de las malas críticas americanas tengo ganas de ver Spectre,más que nada porque tengo la esperanza de ver el equivalente Skyfall aplicado al Bond y los villanos de opereta

    ResponderEliminar
  5. Muy de acuerdo estoy. La segunda mejor peli Bond (y ya he compartido el spam de mi ranking personal demasiadas veces) y una historia cojonuda, humana y que interesa desde el minuto 1. Skyfall es mi otra favorita. Daniel Craig sencillamente mejoró al personaje dándole matices. Y por supuesto, soy fan Bond y me encanta Connery. Pero este tío se salío.

    ResponderEliminar
  6. Craig, mi segundo Bond favorito, justo después de Sean Connery, que para mí ES Bond. Es el que encarna el personaje base: chulo, arrogante, enterado, vividor, implacable, elegante, etc, el modelo de donde parten todas las demás versiones, y Craig es la mejor.
    Me pasa con Bond como me pasa un poco con Batman, por comparar. Michael Keaton ES Batman. Tiene todo lo que Batman debe tener. Pero con Christian Bale tenemos el como llegamos a ello. Sabiendo el adonde vamos, la peli se centra en el trayecto. No te equivocas en comparar Casino Royale con Batman Begins. Van de la mano en espíritu.

    ResponderEliminar
  7. para mi Connery siempre sera Bond, pero Craig le devolvio la vida al personaje (tras el intento con Dalton).

    Eva Green es la mejos MUJER Bond, lo de chica se le queda pequeño.

    Y Campbell, junto con el montaje de Baird, logran hacer de Casino Royale la mejor pelicula de la saga, y lo dice un fan de toda la saga.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para mi, Dalton fue un intento descafeinado. No tuvieron suerte con hacer una peli memorable, y personalmente, Dalton, aunque es un buen actor, tiene demasiada cara de buena persona como para ser 007. Pasó lo mismo con Brosnan. Llevaron a cabo admirables intentos de actualizar a 007 con él: la M Judi Dench, el cambio de la base del MI6, com pinta decididamente más moderna, etc. El 007 de Brosnan sabe diferente a sus anteriores, como Dalton, pero no lo suficiente (aunque es mi tercer Bond favorito), y lo terminó por lastrar. El reinicio con Casino Royale era un imperativo.

      Eliminar
    2. esta claro que las intenciones con Dalton nunca llegaron a donde apuntaban, pero a mi me encantan sus peliculas, que ya eran un ensayo de esta, mas duro, humano, enemigos mas terrenales.

      con Brosnan se quedaron a mdeio camino entre modernizarlo y seguir siendo el de siempre.

      Eliminar
    3. Desde mi opinión a mi no me convenció, siempre lo veía tenso y siempre desequilibrado con su entorno, para mi es el peor 007.

      Yo creo que Dalton tuvo dificultades para sincronizarse con su Bond debido a que el equipo creativo era el de Moore, es como pedirle a un mimo que trabaje con el material de un payaso, no lo va a tener facil

      Eliminar
  8. Gran reseña la comparto totalmente.

    Sobre Spectra.

    peli muy floja, que me ha dejado hastiado, sinceramente es la misma sensación que me dejo QOS, pero doblemente peor, Sam Mendes ya me temía que hiciera esto, ya que dijo después de SF que le ponía enfermo volver a la saga, pues ahora yo soy el que se ha puesto enfermo viendo esta desfachatez sin pies ni cabeza.

    Daniel Craig está en su peor interpretación de Bond, esta con una cara de airoso y sin preocupaciones, parece un refrito de otros Bonds sin el menor esfuerzo.

    Christoph Waltz esta desaprovechadísimo, solo al principio parece amenazador, luego solo parece un colgado de turno.

    Dave Bautista una porquería de esbirro, al igual que Waltz parecía un monstruo, para luego irse de forma caricaturesca.

    Monica Bellucci genial cameo.

    Léa Seydoux de las peores chicas Bond que he visto, empieza bien para luego desdibujarse.

    Ben Whishaw, Naomie Harris y Ralph Fiennes tiene demasiado tiempo en pantalla y son cargantes.

    La trama es de lo más rocambolesca, la forma en cómo quieren unir las cuatro películas es delirante.

    Mentiría si dijera que no me entretuvo o que no me reí ocasionalmente, pero en su totalidad fallo, y el final es de lo más previsible, todos sabemos que de haber una última peli con Craig, a ella la mataran y él se querrá vengarse de Blofeld, independientemente de si habrá o no otra, yo ya quiero que a Bond los reinicien, y ya no sé si quiero que Nolan se encargue, después de ver lo que Barbara le ha hecho a Mendes, aunque hizo esta vez más que en la otra, un trabajo de encargo.

    Me encantaría que Nolan se encargara dentro de unos años, pero tiene que ser con WB, para que tenga total libertad.

    Sino hay otra con Craig, habrá sido una floja despedida.

    Aún así, tampoco la considero mala, entretiene y cumple, pero teniendo el reparto que tenía y la historia, esperaba más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No creo que Nolan aporte gran cosa a lo hecho por Mendes. Ahora a Bond le toca una etapa "a lo Marvel": Divertida, despreocupada y fantasiosa pero autoconsciente e inteligente.

      Eliminar
    2. ¿Por ejemplo? Y por cierto yo aveces y cada vez que recuerdo Spectra creo que Nolan debería hacer su propia versión.

      Eliminar
    3. ¿Que sugiera directores? Ah, no, ni idea.

      Eliminar

Cada vez que no dejas un comentario, Ross y Rachel se toman un descanso, el Joker dispara a Barbara Gordon, y Jules recita el pasaje bíblico que tiene memorizado. Avisado/a estás.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...